Come Wander With Me

“Come Wander With Me”

Share



Webcam en directo del nido de una pareja de águilas pescadoras

http://pontu.eenet.ee/player/kalakotkas.html

Es en Estonia. ¡Y hay más cámaras! www.eenet.ee/EENet/kaamerad
Las que pone Uus! son para ver en el navegador, las otras se ven con un reproductor de vídeo, pero todas son en directo.

¡Muy interesante!

Share



La gran lección de Benjamin Button


“La gran lección de Benjamin Button”

Share



EL EMPLEO / THE EMPLOYMENT – OPUSBOU


“EL EMPLEO / THE EMPLOYMENT – OPUSBOU”

Share



Los “Secretos” de Google Y Facebook


“Los “Secretos” de Google Y Facebook”

Share



¿Qué estoy haciendo mal?

Este texto está supuestamente extraído de un foro-chat norteamericano. Supuestamente es la historia de una chica de veinticinco años, bastante bien equipada ella, que busca un marido rico para que la mantenga. Sin embargo, ¡oh catástrofe!, no consigue encontrar ninguno. Y plantea su duda :

Vale, estoy harta de andarme por las ramas. Soy una chica de 25 años guapa (espectacularmente guapa), elocuente y con clase. No soy de Nueva York. Estoy buscando un marido que gane al menos medio millón (de dólares) al año. Sé como suena, pero tened en cuenta que un millón al año es clase media en Nueva York, así que no creo que me esté pasando.

¿Hay alguien en este foro que gane 500k o mas? ¿Alguna esposa? ¿Podríais darme trucos? Salí con un hombre de negocios que ganaba de media 200-250k. Pero ahí parece que es hasta donde puedo llegar. Y 250k no me llevarán a Central Park oeste. Conozco a una mujer en mi clase de yoga que está casada con un banquero de inversiones y vive en Tribeca, y no es tan guapa como yo, ni es un genio. Entonces, ¿qué es lo que hace bien? ¿Cómo consigo ponerme a su nivel? Estas son mis preguntas:

  • ¿Por dónde se encuentran los hombres ricos solteros? Dadme los bares, restaurantes y gimnasios concretos.
  • ¿Qué buscáis en una pareja? Sed honestos, chicos, no me hagáis sentir mal.
  • ¿Hay algún rango de edad al que debería apuntar? (tengo 25).
  • ¿Por qué algunas de las mujeres que viven lujosamente en la zona este son tan poco atractivas? He visto algunas que no tienen nada que ofrecer casadas con tíos increiblemente ricos. He visto cómo pasaban de chicas increíbles en bares de solteros en la villa este. ¿Qué historia hay detrás de esto?
  • ¿A qué trabajos deberé apuntar? Ya sabéis: abogados, banqueros de inversiones, médicos… ¿Cuánto ganan de verdad estos tíos? ¿Y por dónde salen? ¿Dónde encuentro a los especuladores?
  • ¿Cómo os decidís entre matrimonio o sólo noviazgo? Estoy buscando SÓLO MARIDO.

Por favor, ahorraos los insultos. Estoy siendo sincera. La mayoría de las mujeres guapas son superficiales, yo al menos doy la cara. No estaría buscando esta clase de tíos si no estuviera a su altura, en apariencia, cultura, sofisticación y mantener un bonito hogar.

Canela fina, ¿que no? Pues aquí tenéis una respuesta que le llegó a la niña:

Querida Pers-431649184:
He leído tu mensaje con gran interés y he pensado en tu dilema. Te ofrezco el siguiente análisis. En primer lugar, no estoy malgastando tu tiempo, ya que cumplo tus requisitos, que es ganar más de $500k al año. Dicho esto, así es como lo veo: tu oferta, desde el punto de vista de un tío como yo, es simple y llanamente un mal negocio.

Veamos por qué. Obviando todo lo superfluo, lo que sugieres es un simple intercambio: tú traes tu apariencia a la fiesta y yo llevo mi dinero. Bien, es sencillo. Pero aquí está el problema: tu belleza se irá y mi dinero probablemente seguirá ahí. De hecho, es bastante probable que mis rentas aumenten, ¡pero también hay una certeza absoluta de que no te volverás más guapa! Así que, en términos económicos, eres un activo que se deprecia y yo soy un activo que se aprecia. Pero no sólo eres un activo a la baja, ¡sino que tu depreciación se acelera! Deja que te lo explique: ahora tienes 25 y seguramente sigas estando buena durante los próximos 5 años, pero cada año lo estarás menos. Entonces el descenso empezara a ser serio. A los 35, te puedes clavar un tenedor. Entonces, en términos de Wall Street, te podríamos denominar “una acción para intercambiar”, no una para comprar y mantener, así que el problema es el matrimonio. No es un buen negocio “comprarte” (que es lo que estás pidiendo), así que prefiero alquilarte.

En caso de que creas que estoy siendo cruel, te diría lo siguiente: si mi dinero se va, tú también lo harías, así que cuando tu belleza se vaya, necesito una salida. Es así de simple. De esta manera, lo que tiene sentido es salir contigo, no casarse contigo.

Aparte de esto, al principio de mi carrera me enseñaron sobre los mercados eficientes. Así que me pregunto por qué una chica “elocuente, con clase y espectacularmente guapa” como tú ha sido incapaz de encontrar a su viejo rico. Me resulta difícil de creer, si eres tan guapa como dices, que los 500k dólares no te hayan encontrado, al menos para probar. Por otro lado, siempre puedes encontrar una manera de ganar tu propio dinero y no estaríamos teniendo esta conversación tan compleja.

Dicho todo esto, debo decirte que lo estás haciendo bien. El clásico “pump and dump” (timo bursátil). Espero que esto te ayude, y si te apuntas a algún tipo de arrendamiento, házmelo saber.

Visto en  Per Ardua ad Astra

Share



Parahawking, volando con halcones


“Parahawking, volando con halcones”

Visto en elzo-meridianos
Fuente www.parahawking.com

Share



La revolución neurocientífica

Interesante artículo que aporta un punto de vista curioso. Recomiendo su íntegra lectura con calma y sosiego.

Se ha dicho que la humanidad ha pasado por tres revoluciones sociales que han supuesto un avance considerable.

La primera, la revolución agrícola hace unos 10.000 años, cuando el hombre se asienta y comienza a labrar la tierra produciendo alimentos y creando las ciudades. La segunda, la revolución industrial hace unos 250 años, con la invención de la máquina de vapor y la producción de mercancías y la extensión de los mercados.

Y en nuestro tiempo, la tercera revolución debida a la creación del microchip, que dio lugar a la sociedad de la información con un intercambio de conocimientos antes desconocido.

Algunos autores consideran que la cuarta revolución será la revolución neurocientífica, que ya está invadiendo numerosas disciplinas y creando nuevas, colocando el prefijo “neuro” ante disciplinas tradicionales.

Así, hoy se habla de neuroeconomía, neuromarketing, neurofilosofía, neuroética, neuroeducación, neuropolítica y un largo etcétera. Todas estas nuevas disciplinas pretenden aplicar los nuevos conocimientos de la neurociencia a sus materias, esperando que esta aportación sirva para darles un nuevo impulso y desarrollo.

Seguir leyendo en “La revolución neurocientífica modificará los conceptos del yo y de la realidad”

Share



10 mitos sobre los introvertidos

Los introvertidos son personas muy sensibles a la dopamina, por lo que una sobredosis de estimulación externa les agota. Por el contrario, los extrovertidos no pueden obtener suficiente dopamina por lo que necesitan adrenalina para que su cerebro la produzca. Los extrovertidos también tienen un recorrido más corto y menos flujo de sangre al cerebro. Los mensajes de un sistema nervioso en un extrovertido pasan por alto el área de Broca en el lóbulo frontal, que es donde una gran parte de la contemplación se lleva a cabo.

Un 25% de la población es introvertida, y en la sociedad actual están en desventaja.

Aquí están algunas ideas falsas comunes sobre las personas introvertidas:

 

Mito # 1 – A los introvertidos no les gusta hablar.

Esto no es cierto. Los introvertidos simplemente no hablan a menos que tengan algo que decir. Odian hablar por hablar. Dale a un introvertido algo de que hablar que le interesa, y no se callará durante varios días.

 

Mito # 2 – Los introvertidos son tímidos.

La timidez no tiene nada que ver con ser introvertido. Los introvertidos no tienen necesariamente miedo de la gente. Lo que necesitan es una razón para interactuar. No interactúan porque sí. Si deseas hablar con un introvertido, siemplemente empieza a hablar. No te preocupes por ser educado.

 

Mito # 3 – Los introvertidos son groseros.

Los introvertidos a menudo no ven una razón para andarse por las ramas con bromas sociales. Ellos quieren que todos sean sólo reales y honestos. Por desgracia, esto no es aceptable en la mayoría de ocasiones, por lo que los introvertidos pueden sentir una gran presión para adaptarse, que la encuentran agotadora.

 

Mito # 4 – A los introvertidos no les gusta la gente.

Por el contrario, los introvertidos valoran intensamente los pocos amigos que tienen. Ellos pueden contar sus amigos más cercanos con los dedos de una mano. Si tienes la suerte de que una persona introvertida te considere un amigo, es probable que tengas un aliado leal de por vida. Una vez que te has ganado su respeto por ser una persona con sustancia, estás adentro.

Mito # 5 – A los introvertidos no les gusta salir en público.

Tonterías. A los introvertidos no les gusta salir en público todo el tiempo. También les gusta evitar las complicaciones de estar involucrados en actividades públicas. Analizan los datos y experiencias muy rápidamente, y por lo tanto, no necesitan estar allí por mucho tiempo para “enterarse de cómo van las cosas.” Ellos están listos para irse a su casa, recargarse, y procesar todo. De hecho, la recarga es absolutamente crucial para los introvertidos.

 

Mito 6 – Los introvertidos siempre quieren estar solo.

Los introvertidos se sienten perfectamente cómodos con sus propios pensamientos. Ellos piensan mucho. Sueñan despiertos. Les gusta tener problemas para trabajar, puzzles para resolver. Pero también se pueden sentir muy solos si no tienen a nadie con quien compartir sus descubrimientos. Quieren una conexión auténtica y sincera con una persona a la vez.

 

Mito # 7 – Los introvertidos son extraños.

Los introvertidos suelen ser individualistas. No siguen a la multitud. Prefieren ser valorados por sus formas de vida propias. Ellos piensan por sí mismos y por eso, a menudo desafían las normas. No toman la mayoría de las decisiones sobre la base de lo que es popular o está de moda.

 

Mito # 8 – Los introvertidos son nerds distantes.

Los introvertidos son personas que miran todo hacia adentro, prestando especial atención a sus pensamientos y emociones. No es que sean incapaces de prestar atención a lo que sucede a su alrededor, es sólo que su mundo interior es mucho más estimulante y gratificante para ellos.

 

Mito # 9 – Los introvertidos no saben cómo relajarse y divertirse.

Los introvertidos suelen relajarse en casa o en la naturaleza, no en lugares públicos ocupados. Los introvertidos no son buscadores de emoción y adictos a la adrenalina. Si hay demasiado ruido y gente hablando, se cierran. Sus cerebros son muy sensibles a un neurotransmisor llamado dopamina. Los introvertidos y extrovertidos tienen diferentes vías neurológicas dominantes.

 

Mito # 10 – Los introvertidos pueden arreglarse a ellos mismos y convertirse en extrovertidos.

Un mundo sin introvertidos sería un mundo con pocos científicos, músicos, artistas, poetas, cineastas, médicos, matemáticos, escritores y filósofos. Dicho esto, todavía hay un montón de técnicas que los extrovertidos pueden aprender con el fin de interactuar con los introvertidos. (Sí, invierte estos dos términos con el propósito de mostrar cómo nuestra sociedad está sesgada.) Los introvertidos no pueden “arreglarse” y merecen el respeto por su temperamento natural y sus contribuciones a la raza humana. De hecho, un estudio (Silverman, 1986) mostró que el porcentaje de introvertidos aumenta con el CI.

Visto en refugioantiaereo.com

Share



Cuidado con el dinosaurio!!


“Cuidado con el dinosaurio!!”

Share